Urgen la reapertura de los pisos de venta automotriz

En la actualidad la mayoría de los pisos de venta de automóviles nuevos se encuentran cerrados a nivel nacional al no ser considerados como una actividad esencial, por lo que la industria automotriz se ha enfrentado en los últimos dos meses ante el reto de comercializar sus vehículos mediante esquemas virtuales, sin embargo, durante mayo pasado se comercializaron 42,028 unidades, una disminución del 60.37% en comparación con los 102,402 vehículos del mismo mes del año anterior.

“La disminución de la venta de vehículos es muy significativa en el momento que estamos viviendo, no tenemos un registro de unidades comercializadas para un mes de mayo menor que el que registramos para este 2020, tendríamos que remontarnos a 1997 y esto nos habla de la gravedad de lo que estamos viviendo”, mencionó Guillermo Rosales Zárate, director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), durante una conferencia de prensa virtual.

El directivo estimó que durante este mes de junio el mercado automotor se encuentre ante un escenario de recuperación, gracias a una reanudación gradual de los pisos de venta en estados como Jalisco, Aguascalientes, San Luis Potosí, Yucatán y Michoacán.

Sin embargo, en Ciudad de México, Estado de México, Puebla y Veracruz, que son las entidades donde se concentra la mayor comercialización de vehículos, los pisos de venta aún se encuentran cerrados.

Cobertura especial: COVID-19 y su impacto en la cadena de suministro

Rosales Zárate explicó durante la conferencia virtual los dos pronósticos de venta que tiene la AMDA para la comercialización de vehículos ligeros para finales de este año, en donde en el primer escenario se estima que se dará una recuperación en forma de “V” esperando que se coloquen 921,000 unidades; por otra parte, de seguir estancada la venta de automóviles se espera que se coloquen 700,000 unidades, lo que representa una caída a tasa anual de 30% y 46.8%, respectivamente.

Tan sólo para junio de este año se estima que se comercializarán de 44,256 a 61,186 unidades, lo que representará una caída del 43% o del 59%, respectivamente.

En este sentido, la AMDA, la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (ANPACT) y la Industria Nacional de Autopartes (INA) han solicitado al gobierno federal que los pisos de venta de las empresas distribuidoras de vehículos ligeros y pesados puedan abrir sus operaciones con la premisa de que el sector automotor cuenta con los protocolos sanitarios necesarios para salvaguardar la salud de los empleados y de las personas que asistan a los centros de trabajo.

General Motors de México dio a conocer que dentro de todos sus centros de distribución pondrá en marcha el programa “Sanitización Total”, el cual tiene como objetivo preparar los vehículos, áreas administrativas, pisos de venta y centros de servicio para garantizar el cuidado de la salud de los clientes, colaboradores y proveedores.

Cabe destacar que dentro de las medidas de prevención sanitaria de GM se encuentra la reservación de citas para visitar los pisos de venta una vez que reanuden actividades, para mayor control de la cantidad de personas que asisten y para conservar el distanciamiento social sano y la mitigación de riesgos de contagio.

Comenta y síguenos en Twitter: @ItzelDuranM / @GrupoT21

  • Consulta la edición electrónica de la revista T21 de junio en este link
  • Suscríbete aquí al boletín de noticias de T21
  • Solicita tu suscripción a la revista impresa en: suscripciones@t21.com.mx