Ford y Mobileye transitan hacia la conducción autónoma

Ford Motor Company y Mobileye se unieron para integrar tecnología de detección a las asistencias de manejo, implementada en la plataforma Co-Pilot360 y colocada en todos los vehículos de la fabricante estadounidense, con el objetivo de ayudar a identificar con precisión lo que puede ver la cámara del parabrisas en un vehículo, incluidas las marcas de carril, señales de tráfico, peatones y otros vehículos.

Cabe destacar que Mobileye es una compañía perteneciente a Intel y será la que provea de sus dispositivos Eye Q, que integran tecnología de detección junto con un software de procesamiento de visión para ayudar a las asistencias al conductor de Nivel 1 y Nivel 2 en vehículos Ford a nivel mundial.

La tecnología de ambas compañías formará parte de la próxima generación de vehículos, incluyendo la nueva F-150 y Mustang Mach-E, así como productos futuros que ofrezcan las asistencias al conductor de Ford Co-Pilot 360.

"Al añadir el software y tecnología de detección de Mobileye, las funciones de asistencia al conductor de Ford seguirán evolucionando y proporcionarán a los clientes una mayor confianza al manejar durante toda la vida útil de sus vehículos", señaló en un comunicado Lisa Drake, directora de operaciones de Norteamérica y vicepresidente de compras globales para Ford Motor Company.

La Sociedad de Ingenieros Automotrices define los sistemas de Nivel 1 como la automatización de una sola parte de la experiencia de manejo, como la dirección o la aceleración/desaceleración, mientras que los sistemas de Nivel 2 brindan soporte de dirección y aceleración/frenado. Aun así, ambos requieren que los conductores supervisen el desempeño del vehículo.

Como parte del acuerdo de las dos compañías, los nuevos vehículos de producción utilizarán los chips y el software EyeQ de Mobileye para ayudar a las funciones de la plataforma de tecnologías Ford Co-Pilot360 y asistir al sistema de mantenimiento de carril, faros delanteros de luces altas automáticas, asistencia de pre-colisión con frenado automático de emergencia y control de crucero adaptativo inteligente, así como Active Drive Assist y la función de conducción autónoma que llega con el nuevo Mustang Mach-E junto a la nueva F-150.

Asimismo, Ford se encuentra evaluando el uso de Roadbook en sus vehículos, el cual utiliza datos anónimos de fuentes de colaboración abierta (crowdsourcing) de las cámaras de los vehículos para construir un mapa de alta definición al que pueden acceder los vehículos y aprovechar la tecnología de asistencia al conductor, incluidas las funciones de conducción con manos libres como Active Drive Assist.

Comenta y síguenos en Twitter: @GrupoT21