Matamoros-Brownsville… ¡La luz al final del túnel!

(ESPECIAL)

Más de 100 años tuvieron que pasar para que México tuviera nueva infraestructura ferroviaria, y es que el “boom” de dicho transporte se dio sobre todo durante el Porfiriato. Sin embargo este medio de transporte tanto en tema de carga como de pasajeros se vio desplazado por el autotransporte, lo que generó una falta de obras en la materia.

Luego de este siglo de oscurantismo para el transporte ferroviario en México, la luz se ve al final del túnel, ya que hoy es una fecha relevante para el sector, pues inician de manera formal las operaciones del nuevo Puente Ferroviario Matamoros-Brownsville, que une a dos estados de diferentes naciones: Tamaulipas, México y Texas, Estados Unidos, a través de una longitud total de 820 metros.

Por lo anterior, este puente demuestra que pese a las diferencias que hay en cuanto a normas y reglas, dos naciones tan distintas tienen necesidades similares, lo cual, canalizado hacia un mismo objetivo, deriva en beneficios económicos y sociales para ambas partes.

Para que esta obra pasara de los planos a la realidad fue necesaria la labor conjunta de 26 dependencias federales de Estados Unidos; 19 dependencias federales de México; dos gobiernos estatales: Texas y Tamaulipas; y tres gobiernos locales: el Condado de Cameron, y la Ciudad de Brownsville, por parte de Texas, y el municipio de Matamoros, Tamaulipas. De igual forma las ferroviarias involucradas son Union Pacific (UP) por Estados Unidos y Kansas City Southern de México (KCSM), concesionaria de la vía en los 570 metros que corresponden al lado mexicano.

El hecho de que KCSM sea la concesionaria de esta nueva infraestructura se traduce en beneficios para el comercio exterior mexicano, ya que esta empresa a través de sus vías ferroviarias une al pacífico mexicano, a través del puerto de Lázaro Cárdenas, Michoacán, con la Ciudad de México, hasta el cruce fronterizo de Laredo, pasando por Monterrey y el Bajío mexicano.

Por su parte, UP cuenta con una red ferroviaria establecida en 22 entidades de Estados Unidos, conectando al centro y oeste de Estados Unidos y a este país con México y Canadá, lo cual significa que México tendrá una mejor conexión ferroviaria con el norte del continente.

¡Prueba superada!

De acuerdo con lo informado por Israel Falcón Jiménez, residente de la obra por parte de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) Centro Tamaulipas, “Desde el mes de abril se empezaron las pruebas de escaneo, del paso de trenes sobre el patio ferroviario, así como todas las pruebas necesarias para asegurarnos del funcionamiento adecuado de las instalaciones”.

Luego de superar las pruebas, el pasado 15 de julio, las instalaciones, del lado mexicano, fueron entregadas a KCSM, quienes comenzaron a acondicionarlas de acuerdo a sus necesidades, ingresaron sus equipos como radios, vehículos, así como sus aparatos de cómputo y comunicaciones.

Que inicie el viaje…

Luego de una inversión de 200 millones de dólares (mdd), realizada de manera conjunta entre Estados Unidos a través de la Ciudad de Brownsville, el Condado de Cameron, el Estado de Texas y el gobierno federal; y México mediante el Fondo Nacional de Infraestructura (Fonadin) y la SCT, el Puente Ferroviario Matamoros-Brownsville se convierte en el 58° puente fronterizo entre México y Estados Unidos, octavo ferroviario entre ambas naciones (al sustituir al anterior Matamoros-Brownsville) y el primer ferroviario construido en todo el país desde 1910.

Ya se tiene todo listo para el inicio de operaciones” fue lo que comentó Falcón Jiménez a T21, por lo que este día comienza el viaje en la vía que reducirá accidentes; incrementará la velocidad de los trenes; duplicará la capacidad del número de trenes que transitan, así como la disminución en los tiempos de traslado.

Con base en datos del Departamento de Transporte de Estados Unidos (DOT), el año pasado, cruzaron hacia EU 39 mil 056 trenes mexicanos y canadienses, 27% fueron mexicanos, es decir 10 mil 413, de los cuales nueve mil 161 cruzaron por el estado de Texas, lo que da muestra de la relevancia que tendrá esta nueva infraestructura ferroviaria.

Por lo anterior este día comienza el viaje que, de acuerdo con Eliseo Herrera, Director General Adjunto de Regulación Técnica Ferroviaria, de la Dirección General de Transporte Ferroviario y Multimodal (DGTFM), “resultará en el incremento de la productividad del ferrocarril mexicano”.

Twitter: @irale1427